Hay ciertas presentaciones que enmarcan una carrera completa, pensemos en Live at Leeds de The Who, en Stop Making Sense de Talking Heads, en el concierto en la prisión Folsom de Johnny Cash y veremos que ya sea por el setlist, el escenario o la sola presencia de los artistas, estos conciertos adquieren la calidad de leyendas dentro de la historia del grupo. Esto mismo pasó con la presentación de Daft Punk en la edición de Coachella 2006, famosa por la pirámide construida para que Thomas Bangalter y Guy-Manuel de Homem-Christo hicieran latir miles de corazones al mismo ritmo.

Daft Punk venía de sacar Human After All, trabajo que recibió críticas mixtas y que hizo dudar a muchos de si el grupo podría reinventarse una vez más, por lo que su presentación en Indio, California sería determinante para el futuro del dúo. Lo que hicieron esa noche en Coachella terminó por mostrar lo que podía ser un show de música electrónica.

La magia de esa noche venía precedida de varios intentos por el festival para que el dúo francés se presentara, algo que finalmente aceptaron hacer en 2006; además que nadie sabía exactamente qué harían o como prepararían su performance.
Llegados a ese momento todo era oscuridad, hasta que la pirámide se iluminó.

DAFT PUNK PYRA

Una estructura metálica con forma de pirámide y un juego de luces LED bastó para iluminar las caras de más de 10,000 personas, seguido por los grandes éxitos de Daft Punk atravesados uno con otro, combinados con maestría, lo que daba como resultado el sonido del futuro, la música con la que sueñan los robots materializada por dos sujetos franceses. Robot Rock, Around The World y One More Time, esas canciones que ahora es inconcebible que no suenen en una fiesta, esa noche fungieron como piezas sonoras de un ritual, ejecutado y controlado por dos seres casi chamánicos.

Lo que seguiría después sería una serie de presentaciones en festivales entre 2006 y 2007 que culminaría con el lanzamiento de Alive 2007, álbum que recoge una presentación en París durante el Alive Tour y que basta decir que es reconocido como uno de los mejores trabajos en vivo, tanto así que hizo al grupo acreedor a un Grammy en 2009, por mejor álbum Dance/electrónica.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.