94709188_233040737777858_5323405573781823384_n

En días pasados tuvimos la oportunidad de encontrarnos con el neomuralista de origen cachanilla JM y platicar sobre la nueva realidad a la nos enfrentamos, los nuevos procesos para crear arte y la importancia de reinventarse.

VM: ¿Cómo mantienes viva tu inspiración y creatividad en estos tiempos tan complicados?

JM: Precisamente es la creatividad y mi inspiración lo que me mantiene vivo, yo no puedo existir sin estar activo haciendo algo, y aunque la cuarentena nos agarró bien canijo a todos, no me quiero morir, si lo que me mantiene vivo es estar inspirado, estar creativo, es como un dar y dar, es algo muy bonito. La cuarentena te agarra desprevenido, te da miedo, yo me congele por un mes, la inspiración no llega sino la busca y creo que esa búsqueda es la que te mantiene vivo.

VM: ¿Cómo el arte es un factor de unión y solidaridad entre las personas de una ciudad?

JM: Solo es factor de unión y solidaridad cuando la gente participa en él, si yo voy a un barrio y pinto lo que yo quiera no genera esa unión, porque pintar algo para ti mismo es hablar de ego. Cuando llegas a un barrio y saludas, le dices buenos días a todos, a los locatarios, los vecinos y te presentas por quien tu eres y les dices: yo soy artista, yo soy muralista, yo soy arquitecto y vengo a ofrecer lo que yo hago, tu barrio me gusta, para hacer esto que yo hago.

En ese momento la gente ya es parte les puedes decir si quieren venir a participar, tomar un video si les interesa o incluso si les interesa adquirir una pieza del artista, al final son totalmente bienvenido. Después la gente te conoce, te reconoce y respetan tu trabajo, ese respeto al espacio publico es algo que genera esa unión, ese coexistir entre nosotros, ya todos vimos al artista que estaba ahí, le tenemos cariño a esa pieza y la vamos a cuidar, vamos a cuidar esa pieza, vamos a cuidar el resto de la calle, vamos a tener limpio, vamos a barrer; con ello también se eleva la plusvalía del espacio.

jm

Todos aquellos que se acercan a participar, los que levantan la mano, los voluntarios también se hacen parte de la historia de la obra, entonces crean una historia que contar, ya significa algo personal para ellos y cuando algo es personal para ti, lo valoras, lo cuidas. Hay muchas cosas que obtenemos sin merecer y son muchas cosas que después descuidamos y perdemos, el valor del arte es que tu seas parte del arte, es lo que hace para ti que el espacio valga más, es tuyo no quieres que se dañe, quieres que se vea cada vez mejor, lo proteges y te sientes identificado con eso.

VM: ¿Cómo das el salto de la pintura a la luz como medio para plasmar tu arte?

JM: Han sido varios ejercicios de investigación de la luz, fue desde una proyección pequeña en un estudio artístico, en el cual se realizó un evento donde se proyecto un cuerpo humano con el diseño de las líneas y ahí empezó mi interés por descubrir que es la luz, por descubrir que es el blanco en mi trabajo, que representa esta divinidad, la fantasía, lo positivo, lo bueno, en mi investigación quiero descubrir la luz que hay en todo.

Yo me considero sombras porque yo soy miedo, yo soy ignorancia, yo soy cuerpo, soy perecedero, por eso mi trabajo busca un equilibrio con la luz, ya que a veces no te das cuenta que todo lo que te rodea es luz, pero es lo que yo trato de plasmar con mi trabajo.

VM: ¿Qué cambio representa esta simbiosis de arte y tecnología en la creación de murales?

JM: Yo creo que es el inicio de algo, aunque no se está inventando nada nuevo es mi introducción en este mundo de la luz. A mí me ayuda a entender mejor los aspectos más básicos de la física, de las matemáticas, de la arquitectura, cómo funciona la luz, cómo se refleja, cómo no se refleja, cómo afecta para bien, sabes todo ese estudio.

Brincar de la pieza plástica a la luz a sido como brincar al barranco, o sea un salto al vacío, porque es algo que no conozco en su totalidad, simplemente tengo una pequeña noción de lo que es, pero de eso a saber cómo funciona, qué lo causa, por qué se mueve así, qué se puede controlar y lo que no. Es como una persona percibe la luz, es un juego muy bonito la verdad, más para mi siendo de Mexicali trabajar con luz es muy significativo, ya que en sol es tan característico, es la fuente de vida para la ciudad.

Usar la tecnología para nuestro propósito, el cual es que la gente pueda ver en sus redes sociales, aunque sea una buena noticia, que vean lo que estamos haciendo en equipo, porque hay un gran equipo detrás y que digan órale estos locos no están hablando de COVID, no están compartiendo noticias falsas, no están compartiendo publicidad, no lo están haciendo por ninguna religión o motivo político.

Solo somos personas que vimos la calle ya vacía y dijimos oye pues es que la calles es de nosotros, como volvemos a ella de una forma segura. Entonces saque el proyector lo puse arriba del carro y proyecté desde ahí, así ha sido todas las veces, yo me llevo mi generado eléctrico, planeo con el equipo el diseño que se va a poner, hacemos un scouteo de frases, por ejemplo cuando vamos a los hospitales les preguntamos cómo se sienten, que palabras usan de aliento y todo este proceso es como pintar, es otra forma de crear arte, pero ahora en equipo y con un sentimiento más profundo, porque ya sabemos muy bien que es lo que estamos haciendo, le damos voz a toda la gente que quiere decir gracias, pero no puede salir de su casa, que somos todos.

101803829_333790240937312_7749139707723234010_n

VM: ¿Qué visualizas al pensar en el futuro respecto a tu papel como muralista, piensas explorar nuevos horizontes o nuevas técnicas?

JM: Yo pretendo llegar a probar todas las técnicas que se puedan, aunque en principio quisiera incentivar el doble uso de objetos, darles nueva vida a las cosas, ahorita la nueva realidad nos está exigiendo cuidar lo que nos rodea, cuidar a nuestros ancianos, cuidar nuestra naturaleza, ser más conscientes del consumo que tenemos, para que no volvamos a perder el equilibrio.

Y bueno de cambiar a este nuevo formato de muralismo, yo el muralismo es algo que nunca voy a dejar, solo que ya me di cuenta que mi muralismo vale más de lo que yo pensaba es una técnica de más cuidado, de más cariño, de más tiempo y se me hace que es una lastima que el muralismo mexicano siendo algo tan históricamente relevante, este tan marginado y que los muralista y los artistas les vaya tan mal, es una lastima porque yo ahorita que estoy ya con la tecnología y veo las sensaciones de lo que causamos, no se compara ni un porciento con lo que genera un mural bien hecho, porque el mural no se va a ir a ningún lado, aunque es muy bueno crear momentos, también es muy bueno no olvidar y el muralismo es lo que genera, que no olvidemos donde estuvimos parados, donde dijimos hasta aquí y de aquí para adelante, el muralismo es algo que nunca se ha perdido.

Esperamos y hayas disfrutado esta entrevista junto a uno de los exponentes del neomuralismo mexicano, a continuación, te compartimos sus redes sociales:

Instagram: @jotaeme.mx

Página De Facebook: JM.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.